Analogía:
Razonamiento basado en la existencia de atributos semejantes en seres o cosas diferentes.
Y éstas son las mías...

miércoles, 27 de febrero de 2013

Estos ingleses están todos locos.




(Getty Images)
El caso es que llevaba yo tiempo con el run-run de contaros estas cosas tan atípicas con las que convivo cada día, y había decidido hacerlo más tarde, porque ando enfrascada en corregir el libro que muchos sabéis que estoy intentando publicar. Pero hoy no he podido evitar hacer este escrito de tirón, interrumpiendo mi labor de quita comas, pega puntos y búsqueda de sinónimos.

No puedo, de verdad, no puedo resistirme, así que ahí va: si alguno de vosotros piensa que el pueblo inglés es formal, disciplinado, puntual, serio y responsable..., que se vaya haciendo idea de que eso debe ser parte de la época victoriana, porque la cruda realidad es otra que está bastante lejos de aquello. Me ha dado últimamente por desmontar mitos, así que ahí vamos.

Está claro que no se puede generalizar: ni los andaluces son todos unos vagos, ni los madrileños unos chulos (y si fuera así qué, ¿eh?), pero está claro que cuando el río suena agua lleva. Ahora bien, no he conocido a una gente más alejada de su estereotipo como ésta.

Si visualizamos al típico inglés, automáticamente nos viene a la cabeza un tío con bombín, impecablemente vestido, aseado, estricto y educado. Pues bien, llevo trabajando en una empresa en la que no paran de contratar personal inglés y cada vez vamos a peor.

Nos podemos encontrar por ejemplo, con que ni uno solo de ellos tiene su oficina recogida. El caos impera por todo el despacho y si comparten habitáculo tres o cuatro, apaga y vámonos. A alguno que otro que le canta el alerón porque lo de la higiene debe ser cosa del sur o se van a la piscina sin zapatillas (súper típico), dejando en los vestuarios la toalla colgada semanas y semanas. O yo soy muy escrupulosa o estos tíos son unos cerdos (pigs, pigs, oink, oink).

También es típico encontrarte con profes que ponen los pies en la mesa mientras dan la lección, se descalzan en cuanto pueden, y ¿qué decir de las modas?, ahí las tienes a todas luciendo peana en chanclas en cuanto sale un ínfimo rayo de sol en pleno mes de marzo. Otros muchos apoyan los pies en las sillas sentándose en las mesas o, sin ir más lejos, deciden quitarle la alcachofa a la ducha del gimnasio porque están haciendo obra en casa. Con dos cojones, sí, pero cojonazos de esos británicos. Lo peor es que estoy hablando de diferentes personas durante distintas etapas.

¡Ah! casi me dejo en el tintero a aquel descerebrado que, en vista de mi negativa a seguir prestándole libros porque me debía ni más ni menos que catorce (14, sí), decide robarlos de la biblioteca haciendo sonar la alarma y quedando en evidencia delante de una clase de chavales de 14 años (Mister X es un thief!!!! -gritaban los alumnos descojonados).

Y  la última del día es que una inglesita (que para más inri se nos enfunda unas mallas dejando su cuerpo dantesco a exposición del resto de los mortales) envía un correo a todo el personal (incluidos los jefes), informando que ha perdido una “bota”, por si alguien la ha visto. Es del número 38, de color negro. Sí, como lo leéis. Bota del pie, de calzarse, no de la de beber vino (que esa es otra: el historial de alcoholismo de esta gente es para ir pidiendo plaza en el «Proyecto Hombre» y que hagan descuento por ir en grupo). 

No se me olvida alguna que otra que da clases a niños de 8 años y se viste como si fuera una "azafuta" de congresos (no hay errata, no): taconazo del quince, falda entubada, escote generoso y coqueteo con todo aquel que tenga un apéndice entre las dos piernas (a excepción de esto último, debería decirle: ¡pero tía por Dios, que la bibliotecaria soy yo, te has equivocado de uniforme!).

En fin, que anécdotas no me faltan para contaros, pero así, a bote pronto, son las que más a mano tengo. Mientras tanto tendré seguir de risas y flipar con el “ganao” con el que me toca currar a diario. Ahora, el próximo que nombre la galantería y disciplina inglesa, que se cerciore antes de a qué siglo se refiere.

Si ya lo decía Astérix, estos ingleses están todos locos.



Nota: Os pondría, para amenizar, el gran clásico del británico Sting, "English Man in New York", pero es un topicazo, y se trataba de "destopicar" el tema.

37 comentarios:

  1. Un diez Ana, un diez...me he reido muchísimo...

    César

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Qué te voy a contar a ti que tú no sepas, eh? Un beso.

      Eliminar
  2. Muy grande Ana, entiendo que no pudieras esperar para contarlo jaja. Me has hecho pasar un buen rato, ánimo con el libro y ánimo con tu trabajo que no te falta jaja

    ResponderEliminar
  3. Te ha faltado mencionar lo de la puntualidad inglesa... es cierto eso? Siempre me gusta decirlo cuando se viene la ocasión, pero si me desmontas ese mito también prometo callarme.
    Si es que... estos "guirufos". Quien trabaja en los hoteles de playa, también sabe muy bien lo que estás contando, Ana.
    Besoss

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No, lo he puesto al principio "si alguno de vosotros piensa que el pueblo inglés es...y puntual", que ya te digo yo que tampoco, de puntuales cero. Si, creo que los ibicencos sabéis de qué va bien la gaita, que han hecho de San Antonio el paraíso hooligan, eh?

      Besote!

      Eliminar
  4. Con lo de "azafuta" te has salido!! viva la madre que te parió!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja, es que te lo juro que es para echarla de comer aparte. Menuda fauna, ya verás tú, ya...jaja

      Eliminar
  5. Creo que hay tantos españoles en Inglaterra que algo les habremos dejado...

    Yo por suerte no conozco ningún inglés y lamento no conocer ninguna inglesa, jijiji.

    Beso chula.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Se nota que no conoces ingleses, si no no hubieras dicho lo de los españoles. Incido en que ellos presumen de ser correctos y mientras nosotros seguimos con complejo de "Alfredo-Landas" con respecto al resto de Europa.

      Si vienes a Madrid ya te digo yo por dónde andan "estas"...

      Besos.

      Eliminar
    2. Sinceramente, no creo que en el resto de Europa se nos vea como "Alfredos-Landas". Si un caso como "corruptos-Barcenas", que a mi entender es peor.

      Siempre he visto a los ingleses (en películas, básicamente) como los perfectos caballeros, atentos y serviciales.
      En la realidad, veo a los jóvenes ingleses, por nuestra costa, borrachos y sin esa educación que se les atribuye... y liando cada una...

      Pueden presumir de lo que quieran... los hechos son los que son.

      Eliminar
  6. Y además muchos ingleses son pelirrojos (mi fobia particular jajaja).

    Me has dibujado una sonrisa en esta última mañana de febrero tan gris como las de la pérfida Albión de tus pesares.
    Besos meridionales.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi pelirrojo más cercano te encantaría, en eso estamos de acuerdo, no?

      Los pelirrojos suelen ser escoceses, no ingleses, que no tienen nada que ver los unos con los otros. Una cosa es ser inglés y otra irlandés, galés o escocés (aquí hay mucha diferencia también) y yo en ningún momento he hablado de los tres últimos...jajajaja.

      Besitos anglosajones.

      Eliminar
  7. Jjajajaja, y yo que creía que sólo eran así los que venían a vomitarnos en las playas del Sur.....
    Tocaya, la paciencia es una virtud, pero creo que ya la van vendiendo en las grandes superficies, por cajas.
    Un abrazo y felíz día.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Son los mismos, tocaya, los mismos, sólo que en vez de vomitar, aquí hacen otro tipo de cosas...

      Un besito.

      Eliminar
  8. Linkeando desde otro blog acabo de encontrar el tuyo.

    Desde hoy tienes una nueva seguidora.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues siéntate por donde quieras y ponte cómoda! Voy a visitarte...

      Eliminar
  9. Nada hija mía, ya sabes el dicho, cría fama y échate a dormir. Llevan viviendo del cuento de su supuesta seriedad, educación y flema inglesa no se cuanto tiempo. Nosotros justo al revés, fama de cachondos mentales todo el día de farra y aquí curramos como cabrones y somos bastante más serios de lo que piensan en el resto de Europa.
    Te hablaría de las experiencias del corianos con los alemanes, tan cabezas cuadradas ellos, tan rigurosos y serios también, y un huevo! unos putos desastres.
    Así que me imagino que hay de todo como en botica, o como diría mi madre, en todas partes cuecen habas.
    Besazos. Una cerveza a tu salud, aunque ésta me está hablando de tomar café, deprimida me hallo jaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Más te vale que me la emborraches! Deja el pabellón bien alto! Que pa' eso semos españoles! jajajaja.

      Besosssssss

      Eliminar
  10. Pues a mí lo de la azafuta no me parece nada mal, siempre hay que buscar alicientes para que los niños no abandonen los estudios y este es un método realmente efectivo :)

    Yo ahora suelo trabajar con alemanes, quéjate de los ingleses, di que cada uno tendremos lo nuestro me temo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. Buena y clara la perspectiva que tienes de estos hijos de la Gran Bretaña ;)
    Suerte con la obra que inició tu querido Father!!

    ResponderEliminar
  12. Al contrario que con los muebles de ikea, has ido desmontando parte por parte el mito de la magnificencia británica.
    Un toque de frescura antes de meterme en la cama. Qué bien me ha sentado.
    God save the Queen

    ResponderEliminar
  13. Jo! Pero eso, especialmente lo del desorden, lo veo yo a diario en la España Profunda...A que va a ser que tenemos mas en común de lo que pensamos?...

    Por cierto soy Pérfida
    Un saludo coleguita

    ResponderEliminar
  14. En todas partes cuecen puding (o habas) colega; pero si, son un poco rarillos, los isleños...aunque supongo que ellos fliparan bastante con algunos de nosotros, que tambien tenemos una fauna de flipar,eh?
    Me he reido como siempre, Ana.
    Saludos :)

    ResponderEliminar
  15. Hola Ana-Logías, que buena manera de describirlos, y es que allí con lo de la neblina no se vé si "s´han lavao" o no. ¿El pelo grasiento? que va, es la humedad, los pelillos del sobaco de ellas "es que tengo la piel muy sensible" y no puedo depilarme...que si, que si, que yo conozco a una y "telita"...
    Llegué por azar pero me quedo por gusto.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias por el comentario y la visita. Prometo ponerme las pilas con tu blog en cuanto termine con el proyecto que tengo entre manos. No tardaré mucho. Saludos!

      Eliminar
  16. Gracias por este post! Llevo en UK un tiempo y pienso lo mismo! Están muy lejos del estereotipo. Sobretodo porque chillan mucho! Hablan muy alto. Además, no sé dónde se inventaría la palabra cateto pero si fue en Andalucía, sería porque el andaluz que la inventó no conocía a los ingleses. ¿Se pueden ser más catetos? Son bastante incultos, a pesar de estar rodeados por mucha cultura. Creo que el mayor defecto de los españoles es que somos demasiado críticos con España y muy poco objetivos.

    ResponderEliminar
  17. Tía que bueno!! jajajaj dios mío, vaya de lo que estas rodeada uffff, casi prefiero no trabajar!! por cierto... a qué hora era el té???... pues ya sabes lo que viene después jajajajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Has visto lo que te pierdes por no currar, eh? Al menos con esta panda...

      Y es que vamos de mal en peor, te lo aseguro.

      Besos!

      Eliminar
  18. Confirmas lo que hace tiempo sospechaba.
    Ellos si que son unos "pigs"...

    Besos.

    ResponderEliminar
  19. Ay, pero con la inglesas cambia la cosa...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. en qué? hablo de ingleses como pueblo sin profundizar en el género...

      Eliminar
  20. Lo has clavao, hermosa
    Aquí en privado...
    Tengo cuñado inglés. Largas temporadas pasadas en UK como un ciudadano más, no un turista.
    Conclusión: Son casi todos como Mr. Bean :P
    Y lo de la higiene lo llevo fatal. No lo puedo soportar. Eso y lo de enmoquetar los suelos de los cuartos de baño y laterales de las bañeras.
    Besazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, efectivamente. Son así. A mí me parece bien que sean como sean pero coño, que no nos vendan la moto de que son los perfectos gentlemen! No soporto las dobles tintas...

      Besotes enmoquetados...jajaja (aquí quitaron la moqueta y volvieron a colocar otra exactamente igual. Les encanta).

      Eliminar
  21. Yo he estado muchas veces en Londres y cada vez me gusta más la ciudad... y menos los ingleses. jejej

    Saludos desde www.malagasensual.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo en Londres un par de veces (sinceramente prefieron N. York) y cuanto más tiempo pasa, más constato cada una de las palabras de esta entrada. Fatal, fatal, están de la olla... Me paso a visitarte ahora mismo. Saludos.

      Eliminar
  22. Buena y clara la perspectiva que tienes de estos hijos de la Gran Bretaña ;)
    Suerte con la obra que inició tu querido Padre
    Saludos desde Argentina
    Marcelo
    Cirujano Especialista en cirugia de nariz

    ResponderEliminar