Analogía:
Razonamiento basado en la existencia de atributos semejantes en seres o cosas diferentes.
Y éstas son las mías...

jueves, 2 de enero de 2014

La píldora del día después.

 

En serio: O se acaba esta racha o yo reboso.

Será que cada año lo llevo peor y con el tiempo me cuesta más esfuerzo. Tampoco es que me haya puesto gocha zampando, no. Simplemente es que, en el momento en que altero un ápice mis hábitos alimenticios, el pantalón vaquero me estalla, la lorza se me sale por encima de la cintura y tengo la sensación de ser un globo andante.

El caso es que dices: "bueeeeeno, no será para tanto. Son unos días y se acabó". Luego a dieta (que consiste en escuchar cómo ruge tu estómago, ése que ya se había dilatado considerablemente, y comienza a quejarse como si fuera un orco encabronado mientras la gente, silenciosa en la biblioteca, te mira de reojo). Añádele ejercicio para sudar a mansalva y volveremos al peso inicial, sí, pero mientras llega ese dichoso día 7 de enero vas esquivando a los cabrones de los bombones que te hacen ojitos, el turrón te silba desde la bandeja y tú comienzas a salivar desviando la mirada para, finalmente, acabar cayendo en la tentación untado pan en la salsa del marisco.

Eso por no hablar de que llevo de copeteos varios desde el día 14 de diciembre (cena de empresa) y de ahí empalmando a cenas con amigos, vecinos, etc, etc, con cavas, vinos, rones y demás alcoholazos que hacen que además de tener una resaca del copón (y nunca mejor dicho) la ropa sufra una repentina metamorfosis invernal y se encoja en cuestión de una semana como por arte de magia.

El caso es que, pese a que estoy de vacaciones, os juro y perjuro que estoy ya deseando que esto se acabe, que voy a llegar a mi silla y será incapaz de cobijar mi orondo y obeso culo.

Supongo que muchos de vosotros estaréis asintiendo con todo esto que cuento y aún nos queda la comida de Reyes (y el roscón para quien lo coma). Lo que realmente no comprendo es cómo en pleno Siglo XXI (que ya vamos para 14 años), con los grandes avances científicos que mejoran día a día, robots en Marte, dobles transplantes y demás logros genéticos, aún no han inventado la genuina y auténtica "píldora del día después". Sí, esa que después de meterte entre pecho y espalda el jamoncito, el marisquito, el corderazo y toda su grasaza, regándolo con un buen vino, para terminar con un suculento chocolate (de esos te dejan la lengua más negra que el sobaco de un grillo) te disipa y elimina todas las calorías ingeridas de más, quedándose única y exclusivamente con las únicas que tu cuerpo necesita (más bien pocas), las suficientes para darte energía como para seguir masticando y continuar empinando el codo, que es lo único que parece que se hace en estos días.

En fin, que mis lorzas y yo os deseamos un Feliz Año Nuevo (y gordo).


33 comentarios:

  1. Las mías también te felicitan, Ana.
    Todos los años igual, le prometes a todos los miembros de la familia que este año será diferente y que no dejarás que que loa excesos te acosen y que seguirás después de año nuevo con la misma talla de antes y al final compruebas que no tienes ni un ápice de sentido común y fuerza de voluntad... por lo que todas las lorcitas del año anterior vuelven a visitarte cada vez más convencidas de que estarán contigo ya por siempre jamás

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo es que ya me encuentro fatal, todo me aprieta, no puedo ni respirar...jajajaja. Besazos llenos de michelines.

      Eliminar
  2. Yo te veo mejor, que te habías quedado un poco desmejorada. ¿Qué tal en mi papel de madre?
    Con o sin michelines, feliz 2014.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, sólo te falta decir lo que dicen las abuelas en los pueblos: "pero qué gorda y qué guapa estás"...jaja.

      Feliz y "pesado" 2014 (de momento).

      Besos

      Eliminar
  3. Pues añádele un estomaguito delicado, y yo toooooooodos los años me lo estropeo el día 24 y ya ando toooooooooodas las Navidades con dolor de estómago, pesadez, ardores y mal cuerpo, que alegría que alboroto. No sé si pedir lo de la píldora del día después, o la del día de antes, que nos de clarividencia, criterio, autocontrol y sentido común, ya sabes, lo de prevenir mejor que curar.
    Ains!!!!!!!!!!!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo! Entre eso y que no puedo hacer natación hasta que no vuelva al cole, empieo a parecerme a la Caballé...jeje. Y tú mucho Álmax, ya sabes (ya queda menos, va...sufriremos un poco más...jajajaj).

      Besotes gordacos.

      Eliminar
  4. Es la cosa del primer mundo, que tenemos problemas por comer en exceso, no me creo que tú tengas excesivas lorzas, no hay bibliotecaria con lorzas, sería ir en contra de una ley física que dice que todas las bibliotecarias son sexis :D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, las tengo, sí, ya procuraré yo volver al "traje" de bibliotecaria en breve, pero me va a costar un huevo, ya te lo digo yo.

      Seguro que son todas sexys???? Ay! Esa mente perrrrversa!

      Besos y feliz año!

      Eliminar
  5. Jajajaja. Yo soy de las que han asentido... Sería un gran invento eso de la píldora del día después. Un besote!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Seguro que se puede lo que pasa es que no interesa, te lo digo yo. Imagínate la cantidad de productos para adelgazar y aparatos de gimnasia (gimnasios incluídos) que se irían al garete...

      Un beso y feliz año.

      Eliminar
  6. Yo voy a probar a beber mucha agua, a ver si depuro, porque estoy harta de comer desde que empezó diciembre, no te digo más. Biquiños!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Bebe, bebe, pero ya te digo yo que la grasa con el agua no se va, jeje...

      A ver cuánto nos cuesta volver a nuestro peso.

      Un beso resignado.

      Eliminar
  7. Llevo días sin ponerme los vaqueros ( en casa y en pijama) jajaja, cuando los ponga ya te diré si es para ponerme de mala hostia o tan feliz.
    En todo caso como soy la q cocina no me pego ningún atracón y los turrones no me gustan, :)
    Feliz Año!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues qué suerte porque yo no ya los bombones sino todo lo que tenga chocolate, que como viene de postre es como para no menearte el resto de la tarde. Eso y muchas siestas pa terminar de rebosar.

      Yo la mala hostia ya la llevo incorporada. Lo que me da miedo es afrontar los numeritos que van a salir en la bascula...

      Feliz año y un besazo.

      Eliminar
  8. ayyyyyyyyyyyyyyyy callaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaa....yo empezaré a tapar los espejos,como Greta Garbo!!!! Tus entradas,por lo menos me devuelven el sentido del humor,y me permiten entrar al baño con la luz encendida! ajajajajaaj BUEN AÑO QUERIDA ANA!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo ya empiezo a asumir lo que dice mi hermano: "llega un momento en que estamos mejor vestidos que desnudos", indudablemente.

      Tú si que sabes subir los ánimos! Aún con lorzas! Besazos y felicísimo y gordísimo año!

      Eliminar
  9. Por suerte para mi, no soy de comer mucho en estas fiestas. Lo de beber aún menos.

    Yo me estabilizo en mi peso y ahí me quedo, ni engordo ni adelgazo... una suerte sin duda.

    Beso y Feliz Año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Chico, pues qué suerte. Yo no es que coma mucho, es que quiero probarlo todo, y claro, no hay sitio suficiente para tanta variedad...jajaja.

      Feliz año!

      Eliminar
  10. Jaja!!! Pues ya somos dos, conseguí bajar casi 5 kilos después del verano a base de cambiar mi desayuno y pasarme al mundo proteínico, de quitarme azúcar y de hacer ejercicio casi 5 días por semana, que llevo 4 meses de agujetas!!! Y con un gripazo de dos semanas y la navidad no quiero ni mirarme porque algún kilito he recuperado y lo único por lo que quiero volver al curro el 8 es para volver al triste tupper de lechugas varias con tomate y salmón y a las 10 almendras de mitad mañana y a bailar tipo bakala en el gym para acordarme de cuando tenía 20 años menos y 7 kilos menos, ufff, no somos nadie!!!!! Feliz año de mis lorzas a las tuyas con todo el cariño que la grasa implica!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo cierto es que si este blog se llama Analogías es por algo (jajaja) y también porque en esta ocasión "mal de muchos, consuelo de todos"...Está claro.

      En fin, el día 7 a saco!!!!

      Besos y aprovecha los últimos días, que luego se acabó la excusa. Un besazo.

      Eliminar
  11. En cuanto inventen esa pastillica, me pido un camión, porque me voy a hacer de oro, ya lo verás!!!
    Llevas toda la razón, tantos avances de la ciencia y cada vez hay más obesidad. Esto no hay quien lo pare...
    Un beso, guapa. Y feliz año nuevo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Resérvame unas cuantas cajas y me las mandas a precio de amiga, no? jajaja.

      Un beso y feliz 2014!

      Eliminar
  12. No hago más que pensar en los km que tengo que hacer para poder rebajar todo esto. Que saquen esa píldora de una vez y no nos hagan sufrir másssss!!! Nada como empezar el año comiendo chocolate y unas risas, Toc.
    Un abrazo y Feliz entrada de año.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No sé yo si la sacarán, para mí que no interesa, así que no nos queda más remedio que sudar y cerrar la boca. Hay un ejercicio muy bueno que dicen que funciona cuando te ofrecen algo que engorda. Consiste en girar la cabez primero hacia la derecha y después hacia la izquierda...jajaja.

      Besos gordacos.

      Eliminar
  13. ¡Por favor, en cuanto la inventen pídele un trailer a la boticaria! Además todos el día renegando de que se come demasiado y a la vez masticando :P
    Besazo y feliz 2014
    PD: que creo que por tu pueblo la montaron buena, buena.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya te digo. Todos con la boca llena y diciendo "qué horrozz, azí no podemof feguir, ñam, ñam" (panda de hipócritas...)

      No me he enterado de la que montaro, qué ha pasado? (yo estuve en casa-Maromo, en Madrizzzz)

      Eliminar
  14. ¡Oye! Pues es cierto que el alcohol encoge la ropa y sin necesidad de echárselo por encima.
    En fin, ¡Feliz año!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. El alchol? Y el turrón, los bombones, las yemas de San Antonio, el cordero, el jamón, el marisco y el pan untao... Todo en estricto orden invertido...jajaja.

      Feliz y rebosante, sí!

      Eliminar
  15. Vaya vaya.... yo que venía a invitarte a sugus...;)
    Sea como fuere,feliz 365 nuevas oportunidades... para o que usted necesite!! Un abrazo!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Trae aquí pa'cá este sugus, que ya total, hasta el día 7 no empiezo, jejejeje.

      Gracias por los deseos y re-bienvenida!

      Eliminar
  16. 1, 59 y con lorzas?

    :P

    No te des por aludida...

    Yo siempre cumplo.

    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. 1,58...si, pero pienso empezar a escuchar al "orco" el mismísimo día 7. Que se joda!

      Qué peso me has quitado de encima, volviendo por aquí... :P (¿siempre siempre cumples? Qué biennnnn)

      Eliminar
  17. Las lorzas nunca se van. Se esconden agazapadas, siempre a punto de reaparecer a la mínima que uno se despiste...Al menos las mías ;)
    Por cierto soy Pérfida
    Un saludo coleguita

    ResponderEliminar